¿Qué son los gastos repercutibles?

Las entidades de crédito pueden también repercutir a sus clientes los gastos en que incurran al prestar servicios o realizar operaciones.

Ejemplo: Por mantener una cuenta abierta en una entidad de crédito se cobra una comisión de administración y, además, cada vez que se envían justificantes de los movimientos producidos en la cuenta, se cobran los gastos de correo por el envío de esta información, salvo que dichos justificantes se hagan llegar al cliente por medios electrónicos, como cada vez es más habitual.



Compartir con:
Digg!Del.icio.us!Google!Live!Facebook!Technorati!Yahoo!Twitter!